LA CIUDAD

 

foto ciudad

Sevilla, destino turístico de primer orden a nivel mundial, posee un inmenso patrimonio histórico, monumental y cultural. Encrucijada y crisol de todas las civilizaciones que se asentaron junto al río Guadalquivir, tradición y modernidad van de la mano en esta ciudad, que con su pasado milenario se enfrenta con ilusión a un futuro prometedor.

Sevilla es el tercer destino turístico urbano de España, idóneo para la celebración de eventos y para el turismo individual, para personas que buscan en sus viajes experimentar el placer de la cultura, también lo es para el visitante de congresos, convenciones y viajes de incentivos, gracias a sus modernas infraestructuras y a su excelente sistema de comunicaciones.

foto alcazar web

Gente de todos los rincones del mundo la eligen cada año atraído por la fama de su buen clima, su rica gastronomía, la popular hospitalidad de sus gentes y el deseo de deleitarse con la contemplación de una de las ciudades más bellas y sorprendentes del mundo.

Su patrimonio histórico y monumental así como sus diversos espacios escénicos y culturales la convierten en una ciudad de visita obligada tanto para el turismo nacional como para el internacional. Entre sus monumentos más representativos se encuentran la Giralda, la Catedral, el Alcázar, el Archivo de Indias y la Torre del Oro, siendo la mayoría declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987.

CLIMA


Por su localización geográfica al Sur del continente europeo, el clima sevillano es mediterráneo continental, con precipitaciones variables, veranos secos cálidos e inviernos bastante suaves.

Visitar Sevilla es aconsejable en cualquier época del año, por sus agradables temperaturas y su ambiente festivo que permiten disfrutar de la ciudad a cualquier hora del día o de la noche.
Durante la primavera se celebran sus Fiestas Mayores, Semana Santa y Feria de Abril, momento en que la urbe se llena de color y alegría, de aromas perfumados, de sonidos, en un permanente deleite para los sentidos.

GASTRONOMÍA

Pescaito frito sin marca

La gastronomía sevillana es una de las más ricas de España. Sin duda, se ha convertido en los últimos años en uno de los bastiones sobre los que construir la imagen de Sevilla como un destino de calidad.
Su gastronomía se encuentra en un continuo proceso de adaptación a las nuevas demandas, incorporando las nuevas culturas, deseos y necesidades de sus clientes, ofreciendo en cada momento las mejores elaboraciones culinarias y asegurando la calidad en los productos y alimentos utilizados, así como una perfecta atención y trato humano. Por supuesto basada principalmente en la dieta mediterránea, haciendo uso de los géneros de primera calidad que afortunadamente ofrece la zona.

En la actividad turística de Sevilla la restauración ocupa un lugar relevante. El patrimonio monumental y ambiental de nuestra ciudad debe completarse con la degustación gastronómica que le ofrece el mejor entorno para encontrar la mejor gastronomía a través de sus exquisitas tapas.
Las tapas es lo más típico de su cocina; comidas en miniatura, que se toman al voleo, entre bar y bar, permitiendo por su tamaño probar una gran diversidad de sabores sin llenar el estómago demasiado. Para ir de tapas recomendamos estos lugares como sitios emblemáticos:

El Pasaje Tapas en calle pasaje de vila.
Bar Eslava en calle eslava.
La Bartola en calle San Jose 24.
Taberna Los Coloniales en la calle González y Fernández.
Patio de San Eloy en calle San Eloy 9.
Ovejas Negras en calle Hernando Colón 8.
El Baratillo en calle Adriano 20.